...

Habla consciente y escucha atenta

Por Delfina de Achával

| 06/04/2022 |

Tips para conversaciones difíciles

Hoy les traigo un ejercicio muy práctico y concreto de mindfulness que puede ayudarnos mucho a encarar conversaciones difíciles con una pareja, amigo/a, o socio/a. Lo más importante es definir las condiciones para que esa conversación pueda llegar a buen puerto.

Eso requiere buscar cuál es el mejor momento para hacerlo. Muchas veces es bueno dejar pasar unas horas o un par de días si hubo alguna tensión en el vínculo, para que baje la reactividad emocional, y poder hablar más tranquilos/as y conscientes de lo que queremos transmitir. También, intentar hacerlo en un lugar neutro para ambos. 

Les comparto algunos tips clave:

Pautas a tener en cuenta para estas conversaciones
– Hablar por turnos. Comienza uno con habla consciente, y el otro escucha de forma atenta. Y rotan a los 10/15 min
– No dar consejos si el otro no los pide. Si nos apuramos en darle una solución al problema, el otro puede pensar que le estamos quitando importancia a lo que le pasa
– Mostrar un interés sincero. No distraernos; estar físicamente atentos al otro, dispuestos/as a mirar a los ojos
– Comunicar nuestra comprensión hacia el otro

Tips para hablar de forma consciente
– Siempre hablar en primera persona
– Expresar de forma honesta y clara lo que necesitamos
– No hacer tanto foco en lo que el otro hace o deja de hacer, sino en lo que a mí me pasa con eso

Tips para una escucha atenta
– Escuchar sin juicio y con curiosidad
– No estar pensando constantemente en cómo vamos a responder o vamos a resolver el problema
– Si intervenimos, podemos realizar algunas preguntas como ¿qué sentís sobre este tema?, ¿qué necesitas para sentirte mejor?, ¿qué significa esto para vos?

¿Probamos? Es importante el ensayo y error, y no frustrarnos si no nos sale la primera vez.

Seamos compasivos con nosotros/as mismos/as y con el otro. Lo importante es ir practicando día a día para cultivar un relación sana y duradera. 

¡Abrazo fuerte! 

Después de muchos años de estudiar la mente humana integrando la ciencia occidental con la filosofía oriental, sentí una profunda necesidad de compartir mi mirada del mundo y reivindicar el poder de lo simple, chiquito y cotidiano para nuestro bienestar.

Quiero invitarlos a recorrer este espacio juntos, y así incorporar recursos y herramientas hacia una vida más alegre, liviana, y amable, en dónde honremos el vínculo con nosotros mismos y con quienes nos rodean.

Estas reflexiones también te pueden interesar: